Susana de la Puente en resumen
.

El poder en la sombra

.
© consolidado por la redacción
 

 

 

 

En sus confesiones a los fiscales peruanos sobre el caso Lava Jato, Jorge Barata aseguró que para las elecciones del 2011 Odebrecht financió a los cuatro principales candidatos: Pedro Pablo Kuczynski, Keiko Fujimori, Alejandro Toledo y Ollanta Humala.

 

Barata explicó a los fiscales que dentro de los archivos de la empresa y del Departamento de Operaciones Estructuradas existen registros de visitas, llamadas telefónicas, correos entre Lima y Sao Paulo de cada pedido de dinero para campañas que se hizo y para qué candidato era el dinero. Luego, existe el registro del movimiento del dinero desde que salía de las cuentas reservadas hasta lo que era entregado en efectivo.

 

Ese movimiento se puede corroborar y ayudará a construir el rompecabezas. Además, señalan los fiscales brasileños, toda esta información está en los sistemas My Web Day y Drousys que tiene incautado el Ministerio Público de Brasil y que conocen Estados Unidos y Suiza.


Las pruebas saldrán y se entregarán al sistema judicial peruano. Barata fue interrogado por más de cinco horas en Sao Paulo. Señaló que en el 2011 la constructora brasileña aportó 300 mil dólares para la campaña de Kuczynski y que ese monto fue entregado en efectivo a su principal "colaboradora", Susana de la Puente Wiese, una banquera ligada al JP Morgan y que forma parte de su círculo más cercano del presidente.  

 

De la Puente -considerada el poder en la sombra- fue nombrada por PPK casi de inmediato embajadora en el Reino Unido, lo cual generó gran controversia y sospecha, ya que no es diplomática y su nombramiento se basó -ahora sabemos- en razones de política económica. De la Puente Wiese tuvo un rol clave en las campañas electorales de Kuczynski, tanto en el 2011 como en el 2016.


Tras conocerse las revelaciones que confirman los negociados con Odebrecht de "PPK", este ha tratado de negar lo evidente alegando ‘ignorancia’ respecto al manejo económico de su propia campaña electoral. “Yo no sé nada, pregúntenle a la embajadora”, respondió PPK, en alusión a Susana De la Puente, persona de su total confianza, la cual desde Londres ha negado lo dicho por Barata, pero ha dejado en claro sus intenciones de no regresar al país ya que teme ser detenida.

 

Susana de la Puente, es una conocida banquera involucrada en sonados escándalos como su participación en el ilegal ‘’ del Banco Wiese, hoy Scotiabank - durante la dictadura fujimorista, salvataje que le costó al Estado cientos de millones de dólares.

 

Susana de la Puente es heredera del Banco Wiese que quebró a finales del régimen dictatorial. Este banco fue ilegalmente ‘rescatado’ con 314 millones de dólares del Estado peruano, con los que el Banco de la Nación fue obligado a avalar sus malos créditos para evitar que este quebrara, ‘gracias’ al Decreto de Urgencia 034-99 dado por Fujimori.

 

La historia empieza en octubre de 1998, cuando el Banco Wiese Limitado, perteneciente a la familia de 'Susy' se hallaba en crisis, y el Grupo Sudameris había empezado una due dilligence o revisión de cuentas, para evaluar la situación del Banco. La revisión fue concluyente: el Banco Wiese Ltda. estaba virtualmente quebrado, con enorme déficit y en necesidad de un profundo proceso de reestructuración. Un año antes de que el tema salga a la luz, el Wiese Ltda. se había hecho de un socio estratégico internacional: el Banco J.P Morgan, del que Susana de la Puente era, también, una de las principales representantes.

 

Cuando la noticia de la quiebra del Grupo Wiese estalló, el Convenio de Integración que habían suscrito con el Grupo Sudameris se puso en peligro. Y fue en ese momento histórico que el Gobierno Peruano decidió intervenir para ‘salvar’ al Wiese. Para tal efecto, en 1999 se inicio un proceso de negociación en el que participaron los siguientes actores: Banco de Inversión J.P. Morgan, representado por Susana de la Puente Wiese y Martín Fariña; Grupo Sudameris y el Estado Peruano, representado por el entonces Ministro de Economía, Víctor Joy Way Rojas.

 

Luego de muchas idas y venidas, Fujimori promulgó el Decreto de Urgencia DU 034-99 que creó el Programa de Consolidación Patrimonial. Mediante este D.U. el Estado, a través del Banco de la Nación, avalaba los malos créditos del Wiese que en dinero ascendían a $314 millones. O sea que en caso de que el Banco Wiese Sudameris no pagara este dinero, lo harían todos los peruanos.

 

Aquí se debe tener en cuenta la importancia de Susana de la Puente quien fue la persona con mayor influencia y cercanía al Banco Wiese y al régimen de Fujimori, además, fue quien posibilitó que el ilegal ‘salvataje’ se diera, tal como consta en los informes de investigación de Gustavo Gorriti y Lenka Zajec, publicados en el diario La República.

 

El apoyo que Susana de la Puente le brindó a Fujimori fue tal que para justificar su reelección en 1999, afirmó lo siguiente: “…me resisto a creer que alguien con el corazón en la mano pueda decir que Fujimori no haya hecho un buen trabajo […] La verdad es que los temas sobre derechos humanos tienen más importancia dentro del Perú que afuera” Tenía cientos de millones de razones para opinar así. Posteriormente, ya siendo Kuczynski el primer ministro del gobierno de Toledo, se mantuvo este aval y apoyo al Banco Wiese, siendo públicas las conversaciones y relaciones entre PPK y Susana de la Puente. En ese momento, "recuperada la democracia", correspondía aclarar, investigar y sancionar corruptelas y recuperar el dinero del Estado.

 

Javier Diez Canseco encabezó una comisión parlamentaria que hizo un impecable informe respecto de este caso, quien además presentó una denuncia constitucional contra el ex Ministro de Economía Víctor Joy Way por el delito de colusión y denunció penalmente a Susana de la Puente, accionista del Banco Wiese y funcionaria del Banco de Inversión JP Morgan, entre otros funcionarios del Banco Wiese y asesores del MEF. Vale la pena recalcar que el proceso llevado a cabo contra los involucrados en el ilegal ‘salvataje’ al Banco Wiese se ha visto plagado de irregularidades en las diferentes Salas del Ministerio de Justicia por las que ha pasado.

 

Como bien dice un reportaje de lamula.pe  “salvar al Wiese le costó al Estado peruano US$ 25 millones en acciones que les compró y otros US$ 25 millones en acciones adicionales, que hoy actualmente no valen nada. Y, si no es porque el grupo Scotia compra el Wiese, con el compromiso de asumir la deuda, todos los peruanos habríamos tenido que pagar los 314 millones de dólares con los que se le avaló”. Hoy, varios años después de la ilegal operación de ‘salvataje’ al Banco Wiese y de la intervención de Kuczynski en ese sonado caso, Susana de la Puente vuelve a hacer noticia, esta vez asociada con Carlos Moreno, defenestrado ‘asesor’ de Kuczynski .

 

 

¿Quién es Susana De la Puente Wiese?

Las joyas de la burguesía: Susana de la Puente

¿Quién es ‘Lady Su’ en la campaña de PPK?

 

www.jornaldearequipa.com