“No compartimos que se suprima toda la evaluación”

©

 

Toda huelga tiene un límite y negarse a ser evaluados solo permite el atraso, el conformismo, dice el secretario general del SUTEP Alfredo Velásquez

Luego de la realización de un Congreso Nacional Extraordinario de los SUTE regionales, los dirigentes de los profesores informaron que decidieron voluntariamente suspender la huelga indefinida que venían llevando por 75 días. Pedro Castillo lo confirmó y dijo que le dará “un plazo considerable” al Ejecutivo para que se cumpla su pliego de reclamos. Al respecto conversamos con el profesor Alfredo Velásquez Acosta, actual secretario general del Sindicato Unitario de Trabajadores en la Educación del Perú (SUTEP).

—Finalmente los SUTE regionales en huelga decidieron por mayoría levantar su medida de lucha; de acatarse, ¿qué opinión le merece?
—Esta ha sido una medida de lucha sui géneris, producida por una postergación del magisterio nacional por muchos años, de parte del gobierno anterior y de otros gobiernos. En esa lógica, nunca hemos sido reivindicados ni revalorados; por lo tanto, consideramos que esta lucha ha sido lastimosamente encaminada por el Comité de Reorganización y Reorientación (CONARE). No ha sido una medida de lucha convocada por el SUTEP. Esperemos que ese sector haga un análisis porque hay algunos avances que se han logrado, producto de un paro unitario, nacional y contundente que se llevó a cabo el 13 de julio y que posteriormente se plasmó en la firma del acta el 14 de julio.

FIN DE LA HUELGA

—¿Se generó un problema de representación que prolongó el conflicto?
—El CEN del SUTEP es la única organización reconocida por el Ministerio de Trabajo, y en función a ello es que el 30 de mayo del año pasado firmamos unos compromisos con el gobierno —en ese momento con Pedro Pablo Kuczynski como candidato— acá en nuestro local. Producto de aquello y después de la segunda vuelta electoral, conversamos para que se oficialice la instalación de mesa de trato directo.

—¿Ese trato directo produjo acuerdos concretos?
— Salió el Decreto Supremo N°013— 2016 MINEDU que se incorpora un capítulo al reglamento de la Ley de Reforma Magisterial, a fin de regular el proceso de negociación colectiva. En este se señala que el objetivo de este convenio es regular solo la mejora de las compensaciones no económicas. Desde ahí nos reconocen como los interlocutores válidos y además se instaló formalmente la mesa de negociación colectiva entre el MINEDU y el SUTEP, donde presentamos un pliego de reclamos; desde el año pasado hemos estado conversando, tanto con la gestión anterior como con la ministra actual.

LA EVALUACIÓN

—¿Entonces, comparten o no le medida de lucha de los maestros, al margen de la Dirección Nacional?
—Un sector del magisterio impulsó una huelga “hasta las últimas consecuencias” exigiendo la supresión de toda evaluación, que no compartimos. Toda huelga tiene un límite y la negación de la evaluación solo permitirá el atraso, el conformismo, el maestro irresponsable e intolerante que ningún padre de familia puede aceptar. Los alumnos se merecen maestros en constante superación pero también reconocidos en sus derechos.

—¿Los acuerdos del 14 de julio entre el CEN y el MINEDU marcan la pauta para las consiguientes acta entre los gobernadores regionales y los SUTE regionales que levantaron la huelga? 
—Totalmente. No solamente el acta del 14 de julio sino el acta de los compromisos por una mejora de la educación que se firmó con el entonces candidato Kuczynski, el 30 de mayo del año pasado; ahí tenemos temas pendientes como el presupuesto para el sector Educación, el tema de la remuneración… si el piso salarial ahora es de 2000 soles, a posteriori hay que seguir trabajando para su aumento. También está pendiente la remuneración para los maestros contratados, que después de haber debatido, ya el 24 de mayo de este año, en la mesa de trato directo, ellos proponen el adelanto de las remuneraciones para el mes de agosto. Nosotros de todas maneras insistíamos que los maestros debían percibir su remuneración a partir de julio.

—El gobierno coincide con el CEN, respecto a denunciar a los dirigentes de los maestrosinvolucrados con el MOVADEF y Proseguir, facciones de Sendero Luminoso. Sin embargo, esto es percibido por muchos maestros como una alianza entre el CEN y el gobierno. ¿Qué dice al respecto?
—Nosotros somos una organización sindical que representa al magisterio nacional, siempre hemos luchado y lucharemos contra las políticas neoliberales que se le vienen aplicando al magisterio y a toda la clase trabajadora. Por lo tanto, mantenemos nuestra independencia y además no permitimos que la patronal se inmiscuya en problemas interno del magisterio.

La huelga de un sector del gremio de maestros generó la pérdida de muchas horas que deberán ser recuperadas.

La huelga de un sector del gremio de maestros generó la pérdida de muchas horas que deberán ser recuperadas.

“Una medida de lucha no se impone, se consulta a las bases”
Tras la suspensión de la huelga de maestros, Alfredo Velásquez hace una autocrítica que busca la unidad e institucionalidad del gremio de docentes.

—¿Qué medidas tomará el CEN para intentar recuperar las bases perdidas y retomar la unidad del gremio? 
—Tenemos que ser autocríticos al reconocer que ha faltado información para el magisterio; no supimos hacer llegar los trabajos que se veníamos haciendo, no solamente por el paro del día 13 de julio sino por todo lo que realizamos desde el año pasado. Debimos hacerle saber al maestro que una medida de lucha no se impone sino que se consulta a las bases y se toman acuerdos de forma progresiva. Para tomar la decisión de realizar una huelga nacional se siguen unos requisitos y dentro de estos, tiene que haber procesode arbitraje, el entrampamiento en los procesos del pliego de reclamos y posteriormente, obviamente se toma una decisión consultada a las bases.

El Sutep firmó un acuerdo con Kuczynski cuando era candidato.

El Sutep firmó un acuerdo con Kuczynski cuando era candidato.

FUERON SORPRENDIDOS

—¿Cuál es la opción del CEN frente al próximo despido de maestros que no asistieron a las aulas?
—Nosotros reconocemos y valoramos al maestro de base, el que lucha… el que ha buscado su reivindicación y que ha sido sorprendido por algunos maestros que son del CONARE e indican que son del SUTEP. Sin embargo. No debemos permitir que un maestro sea maltratado y reprimido… y menos, que sea despedido. Nosotros vamos a trabajar por la defensa del maestro de base, para que sea respetado su trabajo.

—La evaluación ha sido el principal punto de discordia entre los dirigentes de los maestros en huelga y el MINEDU, ¿cuál es la opinión del CEN?
—Nosotros siempre hemos apostado por una evaluación, siempre que sea transparente. Para ello se necesita que haya una mayor difusión e información para todo el magisterio y los padres de familia. También exigimos que la evaluación sea de desempeño laboral dentro del aula. Esto se debía dar pero hay un entrampamiento, en contraposición de las rúbricas que se nos quiere imponer. Nosotros planteamos la postergación pero también la capacitación y evaluación pero sin despido. En ese tema todavía estamos persistiendo en el diálogo con los funcionarios del Ministerio de Educación.

A FAVOR DE PRUEBAS

—En estos tiempos todos requerimos de ser evaluados, ¿negarse a ello es ir contra el desarrollo del progreso? 
—Así es. La evaluación se presenta en toda actividad humana. Un padre evalúa los avances del hijo para ayudarlo a superar sus puntos débiles o deficientes. Un maestro responsable debe hacer lo mismo con sus alumnos con el propósito de que éstos avancen y mejoren en sus estudios. En ningún caso tiene por objetivo el castigo. De la misma manera debería entenderse en el magisterio: como un factor de actualización y capacitación, que es lo correcto y por el cual luchan los maestros que asumen con responsabilidad su vocación docente. Exige también, de éste, sentido de responsabilidad, esfuerzo de superación y compromiso con los estudiantes y la sociedad.

—¿Ustedes no plantean la vacancia de PPK y la destitución de la ministra de Educación, tal como lo hacen los diversos Comités Nacionales de lucha? 
—No. El gobierno al que la población ha elegido, elige a los funcionarios que ocuparán las carteras. En esa perspectiva, no es nuestra responsabilidad directa; sin embargo, hacemos el deslinde correspondiente; estamos contra las políticas neoliberales que se vienen aplicando; estamos en contra de los programas que vienen a formar parte del acoso laboral dentro del magisterio.

NO AL AUTORITARISMO

—¿Considera que la Ley de Carrera Pública Magisterial debe derogarse?
—Las reformas educativas dentro del magisterio se han impuesto con autoritarismo, con prepotencias y con una estrategia de debilitar al gremio magisterial. En el 2007, durante el gobierno de Alan García, se aprobó la Ley de Carrera Pública Magisterial pero nos la impusieron en medio de una huelga magisterial unitaria.

En el 2012, aquellos maestros— algo 200 mil— que no se pasaron a la Ley de Carrera Pública Magisterial, fueron castigados con una norma que los descendía de escala sin ninguna explicación; y aquellos que sí se pasaron a la ley, ascendieron de escala inmediata superior. Siempre han estado imponiendo normas de desregulación laboral y desprestigio al magisterio. No se revalora ni prioriza ni menos se mejora la calidad educativa.

Una tarea es trabajar en las bases de provincias.

Una tarea es trabajar en las bases de provincias.

Es hora de fortalecer los Sutep regionales

—Los dirigentes de las bases en huelga dicen que el CEN tiene el reconocimiento legal pero no tiene reconocimiento entre los maestros. 
—La legitimidad es un tema coyuntural. Ustedes ven que en Lima ya está trabajando un 95% de profesores. Si el magisterio de Lima ya entró a trabajar, lo hacen en primera instancia, por un criterio de solidaridad y porque se ha visto postergado en sus justas reivindicaciones. Creemos que este tema lo vamos a trabajar y conversar con los maestros. Vamos a convencerlos, a fortalecer los SUTEP regionales, provinciales y distritales. Creo que el magisterio, con una explicación didáctica y pedagógica de los avances y los trabajos realizados, va a entender y sobre todo, respetar la institucionalidad.

Escolares fueron afectados con huelga.

Escolares fueron afectados con huelga.

Nos encontramos en unmomento complicado

—¿El SUTEP volverá a ser el mismo, luego de esta huelga?
—Desafortunadamente, por diversas circunstancias nos encontramos en un momento complicado que daña la normalidad del funcionamiento de una parte de las escuelas y colegios del Estado, afectando en especial a los estudiantes en sus estudios y estado emocional. Sin embargo, como se ha podido ver en las movilizaciones, la gran cantidad de maestros sale con su banderola del SUTEP. Legalmente, esta medida de lucha no ha sido convocada por la Dirección Nacional pero en el interior del magisterio se piensa que el SUTEP ha conducido esta medida de lucha. Actualmente hay que esclarecer a los maestros. Tenemos que hacer algunos cambios pero respetando nuestro estatuto y reglamento; debemos que tener como eje central el respeto del pliego de reclamos.

El Sutep rechaza el uso de la violencia.

El Sutep rechaza el uso de la violencia.

Somos un sindicato maduro, ajeno al uso del terror

—¿Qué les diría a los profesores que acaban de suspender la huelga? 
—Les diría como dirigente que siempre encontrarán en el SUTEP, que se forjó bajo el liderazgo de Horacio Zeballos, un sindicato maduro, responsable, democrático, ajeno al violentismo, al uso del terror psicológico. En el SUTEP encontrarán un sindicato dispuesto a asumir sus responsabilidades con el pueblo y con sus agremiados. Estamos dispuestos a superar errores y mejorar contantemente nuestros vínculos con los padres de familia, en especial con una mayor cercanía, atención y respeto a los estudiantes en todos sus niveles. Necesitamos marchar juntos en la dura batalla por una educación universal, gratuita, de calidad, al servicio del desarrollo nacional y la elevación cultural y moral de nuestro pueblo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

www.jornaldearequipa.com