En ceremonia central por el 1º de Mayo

Los trabajadores lucharán en las calles  por sus derechos

Dijo el congresista Justiniano Apaza en la Plaza de Armas de Arequipa

©

 

 
 
 

 

 

Los dirigentes de la antigua Federación Departamental de Trabajadores del Arequipa (FDTA) aprovecharon los actos conmemorativos del Día Internacional de los Trabajadores, para reiterar su rechazo a la tercerización y a la Ley Servir, exigiendo aumento del sueldo mínimo.

 

El secretario general de la FDTA, señaló que los trabajadores esperan que el próximo Congreso de la República derogue esas leyes antilaborales.


Asimismo, mencionó que el próximo gobierno nacional, debe elevar de S/ 850 a S/ 1500 el sueldo básico puesto que el valor de la canasta familiar ha subido.
 

En la ceremonia se dejo sentir la presencia de viejas glorias del sindicalismo arequipeño como Modesto Mamani. Sin embargo, la ausencia de los dirigentes de Construcción Civil tanto en la concentración de la Plaza de Armas como en el local de Santa Catalina de la FDTA, causó gran malestar entre los agremiados, pese a que un numeroso grupo de trabajadores de la construcción afiliados al partido comunista se hizo presente.

 

Fidel Lima dirigente de ese grupo manifestó que el próximo 15 de mayo los trabajadores de construcción civil, realizarán las elecciones generales de sus delegados y secretario general. Actualmente el gremio cuenta con una directiva transitoria, dijo.

El dirigente Alberto Bejarano Gómez, por su parte, señaló que actualmente el sindicato atraviesa por un momento inestable debido a los conflictos internos entres sus integrantes, lo que llevó a frustrar un proceso electoral pasado.


El Sindicato de Trabajadores de Construcción Civil tiene como secretario general transitorio a Valeriano Yáñez Aguilar, quien ayer brilló por su ausencia en los actos celebratorios por el Día de los trabajadores.

 

Fue notoria la presencia de sindicatos de la producción industrial como textiles, La Ibérica y otros. El SUTE oficial se hizo también presente.

 

 

 

Por su parte el congresista Justiniano Apaza, dijo que frente al actual congreso que hereda el legado fujimorista, la lucha por los derechos se hará en las calles. "La lucha no va a ser en el parlamento, sino en las calles; lo legislativo es intrascendente frente a esta realidad", indicó.

​El congresista dijo que el Frente Amplio no ha acordado apoyar a ninguno de los candidatos. Y añadió: “como decían mis abuelos, son la misma chola con distinta pollera". Ni Keiko ni PPK representan los intereses de los trabajadores ni del país, por tanto, la lucha va a ser en las calles concluyó.

Al ser consultado sobre los candidatos que pasan a segunda vuelta (Keiko Fujimori y Pedro Pablo Kuczynsky), indicó que representan al entreguismo y tiranía, respectivamente. Apaza dijo que la posición del Frente Amplio es clara: no apoyar a ninguno de los dos candidatos y luchar por los derechos del pueblo. “Nuestra posición es definida, Ni con Keiko ni con PPK. Tía María no va"


El reelecto congresista de la República, manifestó que el Congreso que entrará el próximo 28 de julio no representa los intereses del pueblo pues sus 73 representantes pertenecen a la secta fujimorista que depredó el país en la última década de siglo pasado.

Este Parlamento no es la expresión de la voluntad popular, ni representa a los trabajadores, es un Parlamento que hereda la tiranía, la prepotencia, la conculcación de los derechos de los trabajadores, los despidos laborales y la represión sanguinaria de Fujimori, aseguró. Finalmente invocó a la unidad de los trabajadores.

Considera que se debe priorizar la continuidad del Proyecto Majes-Siguas II, el gasoducto del sur peruano, el puerto de Corío, la instalación de una petroquímica en la costa arequipeña y se debe asegurar el Sistema Integrado de Transporte (SIT).
 

 

 

 

www.jornaldearequipa.com